Compresores de aire ¡cuidado! Necesitas saber las reglas de seguridad para su uso.

Resultado de imagen para compresores imagenes libres

Al adquirir cualquier tipo de compresor, ya sea a tornillo, a correa, a explosión, o el que desees, lo más común es que el mercado donde lo has adquirido cuente con profesionales que sepan cómo explicarte las reglas y los demás puntos importantes sobre los compresores de aire. Y es que se trata de aire almacenado a una gran presión por lo que es necesario que se tomen muy en serio las normas establecidas.

Si ya hemos visto la calidad de un compresor, y crees tener el indicado, es mejor que leas un poco sobre las reglas de uso que debes tener con el aire comprimido que se encuentra dentro de tu compresor, lo importante es evitar cualquier accidente.

Debido a que he visto cómo ha habido muchos accidentes en grandes empresas por el mal uso de los compresores, y si en lugares profesionales donde se previene y se establece el uso de cada herramienta ocurren problemas, entonces es inimaginable lo que pueda pasar con los compresores que son aplicados para usos domésticos, pero ¡calma! Si tomas en cuanta las reglas podrás estar tranquilo al usar tu compresor.

Reglas de seguridad para el uso del aire comprimido.

  • Primero que nada, por ningún motivo nunca apliques aire comprimido directamente a la piel de una persona ya que le puedes causar lesiones muy serias. De igual manera no uses aire comprimido para limpiar o eliminar suciedad en tu ropa o en tu cuerpo.
  • Es muy común que se utilice compresores para la limpieza del hogar, pero es de suma importancia saber que no se debe exceder la presión de 3 bar, y además es recomendable usar lentes de protección durante la labor.
  • Nunca utilices mangueras deterioradas para los compresores, lo mejor es cambiarlas de inmediato, ya que pueden llevar a un accidente fatal.
  • Cuando inyectes gas comprimido a una manguera asegúrate primero que no haya extremos sueltos que puedan producir un accidente.
  • Es importante que utilices protección auditiva. Aunque algunos compresores cuentan con sistemas silenciadores, de igual manera pueden fallar y una pequeña explosión puede dañar tu sistema auditivo.
  • No utilices el aire directamente del compresor para aplicaciones alimenticias, médicas o biológicas, al menos que el equipo haya sido especialmente diseñado para tales fines y cuenten con filtros y reguladores pertinentes.
  • Detecta y elimina las fugas inmediatamente, de esta manera estarás previniendo accidentes y ahorrando el consumo de energía.
  • Revisa el sistema interno y externo del compresor periódicamente, para que no te sorprenda ningún accidente.
  • No acoples y desacoples una manguera mientras tenga presión de aire. Corta primero la presión para luego proceder a hacer la conexión de la manguera.

Es importante que los compresores de aire sean usados de la manera más correcta posible, pues no se trata de simples herramientas sino de equipos de funcionamiento profesional que pueden llegar a traer consecuencias si están siendo usados indebidamente.

 

 

Deja un comentario